New season, new wedding

Un tiempo después de haber tenido algo apartado el blog, me pongo a mirar fotos y me encuentro con una boda en Toronto. ¡No lo he podido evitar!

Hace unos años pasé un tiempo en esta maravillosa ciudad, y al ver que esta boda había tenido lugar allí, no he podido dejar de entrar en ella, y echar un vistazo.

Toronto es una ciudad algo curiosa, llena de contrastes, cosmopolita a más no poder, enorme, tranquila, repleta de naturaleza y magníficos bosques a los que sus ciudadanos tratan de la manera más respetuosa posible. Por eso, y gracias a ellos he recordado la magia que los envuelve, y lo especiales que son, sobretodo para una persona de costa como yo.

Espero que os guste. No se me ocurría mejor manera de comenzar este post que con esta imagen, que creo que refleja a la perfección lo que he estado comentando.

dr-slideshow-067$!600xEsta boda no solo muestra la preciosidad de los bosques de Toronto, sino la esencia de la ciudad en sí, en lo que se refiere a la sociedad, ya que en ella conviven más de 150 grupos étnicos. Muestra de ello es esta boda, la de Ray y Erin, de procedencia China, que una vez asentados en Toronto, no dudaron en celebrar su boda allí.

Sin embargo, y como veréis a lo largo del post, fueron muy conscientes de la importancia de impregnar de su cultura una celebración tan importante como esta. Está absolutamente llena de DIY, con ayuda de familiares y amigos que ha dotado a la boda de esos elementos comunes que forman parte de esta pareja en particular.

Desde los estampados florales típicos chinos que aparecen en el seating plan y en el cojín de los anillos, las flores y banderillas que decoran las sillas como guiño al origami, pasando por el tronco que sujeta la tarta nupcial, hasta las clásicas tazas de porcelana china que decoran las mesas. Nada en esta boda ha quedado fuera del cuidado y el detalle.

post2811_1

post2811_2

post2811_3

post2811_4

post2811_5

post2811_6

post2811_7

Creo que en este post ha quedado reflejada, una vez más, la grandísima importancia de personalizar un evento, y darle ese toque personal y único mediante el cual, los invitados se sentirán cómodos, y los novios reflejados en ellos.

No siempre hay que hacer lo que esté más de moda, o lo que a la mayoría le parezca bonito. Al igual que en la vida, en tú boda debes ser tú mismo.

(vía)

DIY: Chalkboard

Espero no ser la única a la que le pasa… jeje, pero tengo la sensación de que a veces nos complicamos demasiado la vida en lo que respecta a la decoración no solo de los eventos, sino también de nuestras casas.

Hoy quiero compartir el blog las imágenes de una idea que me ha parecido sencillísima, muy socorrida y con múltiples aplicaciones y variaciones posibles.

En este caso se ha hecho para utilizarlo en la decoración de una boda como parte de los meseros que componen el seating plan. Sin embargo, como decía, y tal y como voy escribiendo el post… ¡se me ocurren nuevas ideas!

Os dejo las especificaciones, a ver qué os parece:

metallic-chalkboard-paint-diy

Para poder llevar a cabo este DIY, necesitaremos:

* Una caja de madera

* Pintura blanca

* Pintura acrílica (en este caso dorada)

* Yeso

* Pincel de tamaño medio

* Una plantilla de la forma que queramos utilizar en la decoración

* Tiza

Una vez tengamos todo esto, veréis que es súper sencillo.

En primer lugar, dibujaremos (con la ayuda de la plantilla) sobre la caja de madera el trazo que hayamos escogido como elemento decorativo, en este caso, un cuadrado con los bordes redondeados.

Después, mezclaremos en un cuenco dos partes de yeso, con una parte de pintura, con lo que crearemos nuestro “efecto pizarra”.

diy

A continuación, utilizaremos el pincel medio para rellenar la plantilla que hemos escogido, con la mezcla de pintura de pizarra.

Finalmente, y tras dejar secar un rato la pintura, ya tenemos lista nuestra pequeña pizarra en la caja. Sobre ella, podremos escribir a continuación los números que identificarán cada mesa.

diy2

¿Qué os ha parecido? Fácil, ¿verdad?

diy-gold-chalkpaint-05

En este caso, lo han utilizado a modo de macetero para poner esta planta. Supongo que no hace falta que os diga que respecto al tema floral, la variedad es amplísima, por lo que en función de la decoración del evento, podemos cambiar la planta por flores, por algún cactus o cualquier otra cosa que sobresalga un poco y destaque… Así como adaptar el color utilizado para la pintura de pizarra, por cualquier otro que nos guste más.

De igual modo que, en lugar de una caja tan pulida y perfeccionada como esta, podemos utilizar cualquier otro tipo de madera más rústica que nos encarguemos nosotros mismos de trabajar y lijar…

¡Yo creo que lo voy a probar pronto!

(vía)

Flowers

valentine-styled-06

Las flores son probablemente uno de los aspectos fundamentales que nunca puede faltar en una boda. Son protagonistas, ya que no solo componen el ramo de la novia, sino que en torno a ellas se estructura en muchas ocasiones la temática o los espacios del lugar de la celebración o del banquete. Ejercen un papel decorativo y también estructural, y en absolutamente todas las ocasiones nos dirán mucho de lo que caracteriza a una pareja en cada una de las bodas.

Su elección no siempre es fácil, tiene que encajar con la personalidad y los gustos de los novios, con el vestido de la novia, con el ambiente de la celebración. Hay parejas que lo tienen muy muy claro: tipo de flor, color, tamaño del ramo de la novia, decoración del banquete… En cambio, en otras ocasiones, puede resultar tremendamente complicado y un proceso algo más largo para tomar esta decisión. Como veréis a continuación, hay para todos los gustos, tamaños y colores.

En todos los casos, es importantísimo meditar esta elección en torno a nuestros gustos, pues nos vamos a sentir más cómodos, y presupuesto, ya que hay flores de todos los tipos, pero la importación de algunas de ellas según la época del año puede hacer que aumente el coste de nuestro ramo y decoración.

Por eso hoy, me ha apetecido hacer una selección de ramos muy peculiares, para novias y bodas muy específicas con personalidades perfectamente definidas. Así, cada una se puede ver identificada con uno totalmente diferente y que le encaje a la perfección.

Al final de todo os dejo mi elección.

¿Cuáles escogeríais para vuestra boda?

flowers

flowers2

flowers3

flowers4

flowers5

flowers6

flowers7

favflowers

Fotos: Green wedding shoes, Once Wed

Romantically romantic

Meg-Smith-snippet-and-ink_057

¡Buenos días!

Si en el último post os mostraba una boda caracterizada por la originalidad y creatividad de todos y cada uno de sus elementos, hoy os traigo una que me ha dejado absolutamente cautivada por su romanticismo, sobriedad y delicadeza.

Diría que es una boda en la que se respira perfección y equilibrio, todo está perfectamente escogido, y creo que viendo las imágenes, no cabe duda de que los novios son así. Me transmite sobriedad, como ya he comentado… serenidad, y es que todo está impregnado de una delicada formalidad que me transmite muchísima calma.

Me ha encantado la perfecta combinación de la luz de ese día, con los colores verde y blanco de las flores. Por supuesto, el vestido de la novia: su caída, la espalda y las delicadas puntillas de las mangas. Así como el recogido, a medio camino entre lo formal durante la ceremonia, y algo más desenfadado tras ella, dejándolo caer en forma de trenza.

21Mayo.1

 

En lo que respecta a los aspectos más decorativos, el seatting plan me parece precioso, y adornado con esos jarroncillos le da un toque muy sofisticado. La selección de las flores, la mantelería cubertería va en la línea elegante de la celebración.

Y no podemos pasar por alto la delicadeza de los ramilletes de lavanda en las sillas de los novios…

Como veréis, es una preciosidad.

¡Espero que os guste!

 

21Mayo.2

21Mayo.3 21Mayo.4

 

21Mayo.5

21Mayo.6

21Mayo.7

21Mayo.8

21Mayo.9

21Mayo.10
21Mayo.11

 

21Mayo.12

 

(vía)

Creative Wedding

Cuando vi estas imágenes, no lo pude evitar… Sabía que tenía que compartirlas en el blog. Me pareció una boda de lo más original, repleta de elementos creativos, DIY por todas partes, a la vez que sencilla y diría que económica.

Evidentemente, no se trata de una boda para cualquier tipo de pareja, ya que como veréis, es especialmente creativa, pero por supuesto, representa lo que siempre defendemos en Twelve Oh! Clock: hay una boda ideal para cada pareja. No hace falta conformarse con los convencionalismos, y siempre, siempre, podemos crear un evento que se ajuste a la perfección a las características de cada pareja, convirtiendo su boda en algo único y especial.

De ella, me ha sorprendido especialmente la creatividad que envuelve el photoshoot del banquete, el cuidado de la decoración, y cómo no el vestido de la novia y el traje del novio, con una clarísima inspiración en las tendencias de mediados del siglo XX.

También vale la pena reseñar que la luz del día de la boda, encaja a la perfección con las flores silvestres que forman el ramo de la novia y las damas de honor, y que también componen la decoración del banquete. Se podría decir que hay un armonioso equilibrio entre todos y cada uno de los detalles que convierten a esta boda en algo tan especial.

Espero que os guste

Jonnie-+-Jen_Wedding_150 dress&shoes Jonnie-+-Jen_Wedding_203 wed2

wed3

wed9 wed4 wed5

damashonor

Jonnie-+-Jen_Wedding_240

Jonnie-+-Jen_Wedding_261

Jonnie-+-Jen_Wedding_396 wed6 wed7 wed8(vía)

 

Natural, soft & simple

En cada vez más ocasiones, diría que menos es más, y esta boda es un fiel reflejo de lo que esta frase representa.

Si hay una cosa que tenemos clara en Twelve Oh! Clock es que cada boda es diferente, tanto como lo son los protagonistas y sus circunstancias. Por eso, hoy me ha apetecido mostraros esta boda que no solo destaca por la sencillez en los detalles de la decoración, sino también porque se trata de una boda muy muy íntima, con poquitos invitados, quizá solo para la familia directa, y que en algunas ocasiones nos puede ser muy útil como inspiración.

De ella, me quedo con el precioso vestido de la novia, de clarísima inspiración en los años 20. Y la elegancia general y buen gusto que transmiten detalles como las invitaciones, la tarta y la decoración de la mesa y las flores.

Sin duda, esta boda encaja perfectamente con los valores de Twelve Oh! Clock como son la precisión y el gusto por el detalle.

Os dejo con ella. Espero que os guste y que tengáis una feliz semana.

vintage13

Weber Photography Weber Photography vintage13.3 vintage13.4 vintage13.5 vinatge13.7 vintage13.6 Weber Photography(vía)

 

Barcelona Bridal Week 2014 (I)

Buenos días,

¿Qué tal ha ido el festivo? Espero que hayáis recargado pilas, y disfrutado del buen tiempo que poco a poco vuelve a asomarse…

Hoy inevitablemente he querido compartir con vosotros mis impresiones acerca de la inauguración de la pasarela más conocida por aquí como Gaudí Novias, donde nos están mostrando las tendencias más interesantes para el 2014 en lo que se refiere a vestidos de novia: la Barcelona Bridal Week.

El martes la inauguró Rosa Clará, un clásico referente en lo que a novias se refiere, y que nunca pasa desapercibida en las pasarelas gracias a la sencillez, elegancia  y dosis de realismo que impregnan sus diseños.

Con una clarísima inspiración en los años 20, nos encontramos con vestidos que reflejan el espíritu y la elegancia de los “locos años 20”, con caídas vaporosas y ligeras transparencias compuestas con encajes. Estos modelos siempre me parecen preciosos, delicados y muy finos, aunque hay que reconocer que no encajarían en cualquier tipo de boda, ni a cualquier persona, ya que cada novia tiene su estilo propio antes de casarse…

vintage1

Tampoco podían faltar los vestidos de fiesta para novias, manteniendo esta línea vintage. Una tendencia cada vez más habitual, muy frecuente en aquellas en las que hay ceremonias civiles. Quizá impone menos de cara a los invitados para aquellas que quizá por timidez o prudencia no quieren verse “demasiado novias” o creen que pueden sentirse más cómodas huyendo de los volúmenes de otro tipo de vestidos.

vintage2

Y por supuesto, no podían faltar los vestidos de novia más característicos de la firma, en los que identificamos solo con mirarlos que pertenecen a Rosa Clará. Clásicos que no podemos tampoco pasar por alto…

rosaclara1

Y si hay algo que me ha sorprendido…son estos últimos vestidos de novia. Solo aptos para valientes, chicas modernas con bodas muy pero que muy particulares, ya que como decía antes con los vestidos vintage, creo que estos no encajarían en cualquier boda. Sin embargo, he de admitir que me han encantado.

rosaclara2

Para finalizar, os dejo con mis favoritos, ya sabéis que en la variedad está el gusto, y si hay algo que me ha encantado de este desfile es la variedad donde escoger, para diferentes personalidades de novias y estilos de boda.

Aquí uno más de fiesta para poder disfrutar y bailar y otro más de princesa 😉

selection

¿Cuál os ha gustado más a vosotras?

¡Feliz jueves!

Hairstyle

Buenos días,
Hoy me gustaría mostraros un post algo diferente, en el que recogemos dos cosas muy interesantes: un DIY y un look de peinado muy inspirador tanto para novias como para invitadas, eso sí, solo recomendado para melenas largas.
Cada vez es menos habitual ver recogidos “repeinados” en las bodas, se lleva más, y queda mucho más bonito lo sencillo y natural, por eso, al ver este DIY no he dudado en compartirlo en el blog para las más atrevidas y hábiles en estos menesteres capilares.
¿Os animáis a intentarlo?
wedding-hair-updos-natural-casual-wedding-hairstyles

Aquí os dejo los pasos:

1. Coge un mechón de pelo y retuércelo con las manos

2. Empuja el pelo desde abajo hasta la parte superior de modo que quede recogido en un rizo en la cabeza

3. Utiliza el hilo de pelo que ha quedado y envuélvelo al rededor del rizo. Sujétalo con una horquilla

4. Puedes continuar con el resto del pelo, y si lo necesitas pedir ayuda, especialmente con la parte de detrás para que quede igual de bonito que en la foto final.

De todos modos, se trata de un recogido natural, de manera que no hay uno más perfecto que otro.

long-wedding-hairstyles-wedding-hair-updos-tutorial1

Espero que os haya gustado, y que tengáis una feliz semana con festivo incluido.

(vía)